• "Avenida del Mediterráneo, 6 Bajo CP 18680 Salobreña ( Granada )"
  • "      Teléfono: 958 61 11 02 // Email: agencia(a)aparicioseguros.com"

 

Protección de alquileres

 

Hasta ahora nadie le protegía de las eventualidades que conlleva alquilar una vivienda, por ello Aparicio le ofrece un nuevo seguro para que usted deje de asumir riesgos innecesarios.

Con las coberturas que le ofrece este seguro, podrá recuperar las rentas de alquiler impagadas por su inquilino.. Además, pondremos en manos de abogados expertos el proceso de desahucio, para que pueda disponer de su piso lo más pronto posible. Y en caso de que el inquilino moroso realice actos de vandalismo o robe, en el continente de su vivienda, le compensamos por los daños.

Se trata de un producto muy completo y a un coste reducido. 

Muchos amigos o personas que conocemos comentan que en su bloque tienen uninquilino moroso o que su inquilino no paga el alquiler.

Con tal de evitar situaciones desagradables como esta, lo aconsejable es tomar medidas con el objetivo de que los propietarios de viviendas en alquiler sean capaces de defender sus derechos. Ante la casuística de poder encontrarse en alguna situación de impago de alquileres, el primer consejo es entablar una conversación con el inquilino y aclarar las causas posibles que le han llevado a incumplir lo que se acordó por contrato.

El problema puede deberse simplemente a un retraso o un impago puntual y puede que de esta manera se pueda solventar la incidencia en poco tiempo.

Sin embargo, si se llegara a alargar el tiempo reiterándose cada mes, lo primero que se debe hacer es informar y comunicar al inquilino de la situación de impago, dándole un periodo de tiempo específico para que resuelva el problema de impago. Si el plazo establecido se agota, los propietarios tienen dos opciones: imponer una demanda con tal de reclamar la deuda generada más los intereses que correspondan o en el peor de los casos, interponer una demanda de desahucio para recuperar la vivienda.

La forma más adecuada para evitar este tipo de situaciones, es tratar de prevenirlas tomando las medidas cautelares necesarias. Para garantizar el cobro de las rentas de alquiler frente a un inquilino que no pague, contratar un seguro de impago de alquileres lo más aconsejable.

Estos seguros protegen a los propietarios de viviendas en alquiler ante el impago de las rentas de alquiler garantizándole doce mensualidades, las costas de un proceso de desahucio y en caso de que durante el proceso de desahucio se hayan realizado actos vandálicos, también acostumbran a quedar cubiertos. El momento de empezar a cobrar si se da el caso del impago de alquileres puede variar en función de la compañía con la cual tengamos contratado el seguro de alquiler.